MOTHER!

¡Madre de Dios!

Por Guillermo López García

En una de las piezas que mejor describen la última película de Darren Aronofsky el crítico del New York Times A. O. Scott sugiere que Hollywood ha encontrado en el director americano a un importante e inesperado cómico

…El problema está en saber si el propio Aronofsky se sentirá halagado por las palabras de Scott y gran parte del público que afirma que Mother! es la película con la que más se han reído en la reciente temporada cinematográfica. Pero, ¿era la intención de Aronofsky provocar carcajadas entre las masas?. Si uno repasa la trayectoria del director (Pi, Requiem for a Dream o Black Swan) es difícil imaginar que la comedia sea su género predilecto.

Se puede decir que las dos horas y un minuto de Mother! se dividen en dos partes. En la primera (de narración más clásica) se presenta a los dos personajes principales, Madre (Jennifer Lawrence, fascinante a pesar del guión) y Él (Javier Bardem, impecable). Él, el hombre, es un poeta que vive un profundo bloqueo creativo y necesita reencontrar la inspiración. Madre, la mujer, es simplemente eso, su mujer. El matrimonio formado vive en una mansión alejada de todo. El hogar tiene vida propia y es ella la que se comunica con las entrañas del edificio, que recuerda a las casas encantadas de las películas del género y es el tercer personaje dentro de la trama. La pareja no se comunica, cada uno vive inmerso dentro de sus propias pesadillas y piden a gritos un estimulo externo que les despierte a la vida. Esto sucede con la llegada de una pareja de desconocidos, Hombre (Ed Harris) y Mujer (Michelle Pfeiffer) que irrumpen en el habitat del matrimonio como adoradores del célebre poeta, anulando e ignorando por completo a Mother.

La pareja formada por Harris y Pfeiffer traen a su vez a la casa a un variado y excéntrico grupo de personas, también a sus hijos y con ellos y sus conflictos se abre la película a la singular imaginación del director que comienza a trasladar sus pesadillas a la pantalla con imágenes de estética ¿surrealista?, gore y perturbadoras en un violento in crescendo que no acabará hasta los títulos de crédito finales.

Para no desvelar detalles de esta segunda parte de la película y dejar al espectador que lo descubra por sí mismo acabo aquí mi reflexión. Sólo decir que en mi caso no sentí en ningún momento ganas de reír. Ni una sola carcajada, más bien estupefacción e incredulidad ante el desarrollo de los eventos que se iban sucediendo uno detrás de otro a cada cual más demencial. 

Creo que Aronofsky, como David Lynch en la última temporada de Twin Peaks, deja brotar sin filtros ni edición todo su mundo onírico. Quizá en estos dos casos particulares el producto final se beneficiaría de un análisis externo y alejado al director para poner orden dentro del cautivador pero excesivo mundo interior del artista. 

Título original: mother! (2017)

Duración: 120 min.

País: EEUU

Director: Darren Aronofsky

Guión: Darren Aronofsky

Fotografía: Matthew Libatique

Música: Jóhann Jóhannsson

Reparto: Jennifer Lawrence, Javier Bardem, Michelle Pfeiffer, Ed Harris, Domhnall Gleeson,Kristen Wiig, Brian Gleeson, Cristina Rosato, Marcia Jean Kurtz, Ambrosio De Luca,Hamza Haq, Anana Rydvald, Arthur Holden, Bineyam Girma, Jaa Smith-Johnson,Xiao Sun

 

 

Deja un comentario