Jurassic World

2424_FTT_00426AR_CROP_2040.0
Crítica

El verano de las franquicias perdidas

Jurassic World (2015) de Colin Trevorrow

Por Pablo Álvarez

Como ya mencioné en mi crítica de la monumental “Mad Max: Fury Road”, este verano podría considerarse como el del regreso de las franquicias perdidas. Para todos aquellos que en el año 1993 quedamos convencidos de que los dinosaurios podrían volver a poblar la tierra, el nombre de Jurassic Park evoca sentimientos de asombro, miedo y emoción. Catorce años después del último capítulo de la saga, Hollywood vuelve a reabrir las puertas del parque con una producción que se mantiene respetuosa con el mítico film original, a la vez que intenta actualizar algunos conceptos ya conocidos.

Tras los dramáticos acontecimientos que tuvieron lugar en la isla Nublar, el Parque Jurásico se ha reconvertido en un próspero complejo temático al que asisten miles de visitantes. Sin embargo, cuando se produzca un inesperado incidente los peligros que encierra el sitio se liberarán desatando el caos.

El responsable de resucitar la saga, Colin Trevorrow, llamó la atención con su anterior largometraje Seguridad no garantizada, una comedia romántica de modesto presupuesto que trataba el tema de los viajes en el tiempo y que tuvo una buena recepción en festivales como Sundance o South by Southwest. No obstante, algo debieron de ver en él los propietarios de los estudios Universal para darle las riendas de un proyecto de esta envergadura. Afortunadamente Trevorrow ha demostrado superar la transición del cine indie al blockbuster de forma satisfactoria. Teniendo en cuenta que la primera entrega sigue gozando de una indiscutible frescura que la convierte en una obra atemporal, en la que incluso sus efectos especiales siguen luciendo maravillosamente a día de hoy, la idea de intentar igualar los mismos resultados resultaba bastante improbable. Sin embargo, Trevorrow se permite emular al maestro Spielberg en algunas escenas que sirven de homenaje, presentando una planificación y una concepción visual en las que intenta aproximarse a las que usara éste. El director demuestra un buen pulso a la hora de manejar el suspense, la comedia y el sentido del espectáculo, a pesar de que transmita una cierta sensación de déjà vu. No obstante, el mayor atractivo de esta nueva entrega reside en la forma en la que plantea cómo ha afectado el paso del tiempo a la saga. Esto queda demostrado al contrastar la visión idealizada e incluso ingenua que tenía el filántropo John Hammond en el film original, con el corporativismo feroz mucho más acorde a nuestros días que refleja esta película, en la que la valía de los dinosaurios se mide por los beneficios económicos que son capaces de generar. Del mismo modo, el film es consciente de que para las audiencias actuales, mucho más acostumbradas a un cine digitalizado que ha alcanzado un sorprendente nivel de perfección visual, ya no existe el componente de sorpresa que suponía contemplar una criatura extinta recreada en pantalla de forma realista mediante la infografía.

La infravalorada Bryce Dallas Howard encabeza el reparto en la piel de Claire, una distante ejecutiva que descubrirá otros aspectos inexplorados de su personalidad a medida que avanza la trama. Chris Pratt aparca en esta ocasión la vis cómica que le caracteriza, manteniendo su carisma como el aguerrido héroe masculino de la función. Por su parte los jóvenes y ascendentes Nick Robinson y Ty Simpkins muestran una convincente química fraternal. El siempre excelente Vincent D’Onofrio interpreta al pérfido Hoskins, mientras que Omar Sy y un divertido Jake Johnson completan el reparto.

La última entrega de Parque Jurásico se presenta como una entretenida superproducción, que a pesar de transitar por caminos sobradamente conocidos, resulta espectacular y contiene suficientes elementos que apelan a la nostalgia del espectador, justificando sobradamente el precio de la entrada.

El trabajo bien hecho cuesta tiempo, esfuerzo y dinero. Por eso iniciamos una campaña de suscriptores mensuales, semestrales o anuales, cuyos beneficios irán a pagar los gastos de la publicación y las colaboraciones. ¿Qué ofrecen esas suscripciones?

5 reportajes nuevos de actualidad e investigación cada mes, es decir, una revista nueva mensual en formato PDF Interactivo (a partir de finales de septiembre)

Acceso al archivo histórico de la revista, en donde se encontrarán antiguos reportajes, entrevistas pasadas, y más de 200 piezas que estarán disponibles para el socio a partir de septiembre.

Participación en sorteos de entradas de cine, visionados de películas online y mucho más.

Ver suscripciones